Santa Eulària des Riu exige medidas para evitar malos olores de la depuradora y se ofrece a colaborar nuevamente en la gestión de los lodos

Inicio

Ayuntamiento

Transparencia

Áreas/Departamentos

Municipio

Parroquias

Turismo

Noticias

 

Llegada de las primeras jornadas de verdadero calor y el incremento de población estacional con motivo del inicio de la temporada de turismo está provocando nuevamente incidencias de molestias por malos olores a los vecinos de los barrios de Can Sansó, Cas Capità y otras zonas adyacentes del pueblo de Santa Eulària des Riu. Por este motivo, el Ayuntamiento del municipio ha remitido una carta a la Agencia Balear del Agua y la Calidad Ambiental (Abaqua), ente del Gobierno autonómico del que depende la planta depuradora, para que tome medidas efectivas para que se detengan de inmediato estas molestias de malos olores. Al mismo tiempo, y si esto supone la posibilidad de solucionar esta cuestión evitando molestias a los vecinos, desde el Ayuntamiento se ha vuelto a ofrecer el colaborar, como ya se ha hecho en otras ocasiones, a fin de que este problema se arregle, sin que los problemas de retorno de los sueldos empleados por el Consistorio en anteriores ejercicios para la gestión de los lodos sea un impedimento.

 

Según tiene constancia directa el Consistorio y por las quejas llegadas por diferentes vías al Ayuntamiento, la subida de las temperaturas en los últimos días y el progresivo inicio de la temporada turística, están empezando ya a suponer episodios de fuertes olores surgidas de la depuradora de Santa Eulària y que afectan principalmente a los vecinos de los barrios más cercanos (Can Sansó y Cas Capità), aunque según las condiciones ambientales pueden llegar a lugares mucho más alejados.

 

Por este motivo, el Ayuntamiento se ha dirigido a la administración que gestiona la planta para pedir que se tomen las medidas adecuadas "para mantener adecuadamente dichas instalaciones para minimizar las molestias y problemas de salubridad que supone su funcionamiento deficiente ". Desde el Consistorio se reconoce que las obras de ampliación suponen una situación excepcional, pero que esta no debe ser excusa para hacer vivir nuevamente a los vecinos de Santa Eulària una situación como las vividas en los veranos de 2015 y 2016 -y, en menor medida, el 2017- y que motivaron la intervención del municipio, creando un sistema de gestión de lodos de depuradora, que incluía procedimientos para la generación de compost. Unos procedimientos que han supuesto un gasto para el erario de Santa Eulària de cerca de 200.000 euros y que aún no han sido abonados por la Consejería de Medio Ambiente ni por el Consell Insular de Ibiza, las dos entidades implicadas en la gestión y tratamiento de los restos de las depuradoras.

 

El Ayuntamiento de Santa Eulària des Riu no renuncia al cobro de este sueldos que pertenecen al municipio, pero quiere destacar que esta deuda no es un impedimento para que, si fuera necesario, el Consistorio volviera a implicarse como ya ha hecho antes para dar solución a las personas afectadas.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies. Política de cookies